Make your own free website on Tripod.com
XXXI

El Tao ni viene ni se va.
Está presente en todos lados, tal como el cielo.
Si tu mente está nublada, no lo verás, pero esto no significa que no se halla ahí.

Toda miseria es creada por la actividad mental.
¿Puedes soltar las palabras e ideas, actitudes y expectativas?
Si puedes, el Tao se hará visible.
¿Puedes estar quieto y mirar adentro?
Si puedes, verás que la verdad es siempre obtenible y siempre responsiva.