Make your own free website on Tripod.com
LVIII

Si un país se gobierna con tolerancia,
el pueblo está cómodo y es honesto.
Si un país se gobierna con represión,
el pueblo se deprime y se hace tramposo.

Cuando el deseo de gobernar se hace cargo,
más altos son los ideales y menor es el resultado.
Trata de hacer al pueblo feliz
y formarás cimiento para la miseria.
Trata de hacer al pueblo moral
y formarás cimiento para el vicio.

Por tanto, la Maestra se hace contenta
sirviendo como ejemplo
y no imponiendo su voluntad.
Ella es aguda, pero no penetra.
Derecha, pero doblable.
Radiante, pero fácil de mirar.