Make your own free website on Tripod.com
LXXIX

El fracaso es una oportunidad.
Si culpas a otro,
no hay fin al culpar.

Por lo tanto, la Maestra
cumple con sus propias obligaciones
y corrige sus propios errores.
Ella hace lo que necesita hacer
y no exige nada de otros.