Make your own free website on Tripod.com
XXXVI

Si quieres encoger algo,
deberás, primero, permitir que se expande.
Si quieres deshacerte de algo,
deberás, primero, permitir que florezca.
Si quieres tomar algo,
deberás, primero, permitir que se regale.
A esto se le llama la sutil percepción
de cómo son las cosas.

Lo suave se sobrepone a lo duro.
Lo lento se sobrepone a lo veloz.
Deja que tu modo de operar sea un misterio.
Sólo muéstrale a la gente los resultados.